Días de lectura.- Marcel Proust

Días de lectura
Marcel Proust

Traducción de:
Alicia Martorell y Núria Petit Fontseré
Editorial Taurus.- Barcelona, 2019

Después de un par de intentos para leer “Por el camino Swann”, tuve que renunciar a la obra de Marcel Proust y el resto de “En busca del tiempo perdido”. Creo recordar lo espeso de una prosa que me pareció fatigosa, sumergida en descripciones minuciosas e interminables, extensos párrafos uno seguido de otro sin que la acción asomase a sus renglones. Y abandoné.

Hoy, muchos años más tarde y después de leer con enorme agrado a Marcel Proust en un librito titulado “Días de lectura”, no tengo muy claro si en realidad no debiera intentar de nuevo la lectura calmada de “En busca del tiempo perdido”. Porque, a decir verdad, todo en este libro me invita a hacerlo. Una prosa ágil, vivaz, un lenguaje rico e inteligente, unas reflexiones profundas y unas confesiones conmovedoras, sin que su estilo se aparte un ápice del de un observador atento para describir con minuciosidad cada rincón y cada objeto, creando una atmósfera de mágica iluminación, un ambiente vivo y revivido en su escritura con el alma de un poeta. ¡Qué hermosa y fecunda capacidad para describir ambientes en los que el espíritu y los pensamientos se adueñan del aire y las cosas! ¡Cómo toca los paisajes cotidianos y domésticos y nos los presenta con vida propia! Sigue leyendo

LEÓN: dos calles, dos visitas y tres bares

León, tres bares y dos calles extramuros, más dos visitas: al León romano y al Santo Grial de San Isidoro

agosto de 2014

TRES BARES
Más allá del perímetro romano y medieval de la ciudad, se encuentra otro León cargado de avatares y de historia; de ese León destacamos, hoy, tres bares sobresalientes por el ambiente y la espectacularidad de sus tapas y servicio de comidas, ya que –además- resultan ser cervecerías o restaurantes.

La tradición consolidada de ofrecer tapas con las consumiciones es un signo distintivo de esta ciudad, recientemente reconocida como la mejor de España en cuanto a la calidad de las tapas, la cantidad y el mejor precio. El bar que se precie y quiera mantener una buena clientela, ofrecerá siempre algo que roce lo espectacular y sorprendente para acompañar cualquier tipo de bebida.

Lo habitual en las tapas es tirar de los productos y platos típicos leoneses, entre los que no pueden faltar la morcilla y la cecina. Las sopas de ajo, cocido de garbanzos, bacalao al ajo arriero o huevos fritos a la leonesa, ocupan parte de esta oferta sorprendente a la hora de tomar una cerveza o un vino que, un buen número de leoneses, prefieren de mencía o de prieto picudo, variedades autóctonas muy celebradas. La tortilla de patata, las patatas picantes al estilo de Blas, que hicieron escuela en los años 60, los arroces, el huevo cocido con pimentón o las aceitunas negras  condimentadas además de con  pimentón (producto habitual junto con el laurel en todos los platos leoneses ), con un poco de sal, aceite y cebolla picada, también tienen presencia en la oferta de tapeo.

El establecimiento que lleva por nombre Bar Cervecería Las Tapas, ya declara en el título las intenciones. Básicamente puedes optar por el “surtido de pinchos” (ocho por persona) o por “la sartenuca”, con huevo frito, patatas y picadillo, morcilla leonesa o panceta, a elegir. Desconcierta por su abundancia y es mejor pedirse una buena caña que un corto de cerveza o armarse de una copa de prieto picudo para atacar la contundencia de este tapeo. A día de hoy, la tapa con el corto sale a 1,40 euros y la caña a 1,80 euros. Actualmente es el único bar de la calle Juan Lorenzo Segura, colindante con la Avenida Ordoño II. Sigue leyendo

La muerte de la ilusión

La muerte de la ilusión
El desilusionado caballero don Quijote de la Mancha

Miguel de Cervantes se refiere a don Quijote como “el ingenioso hidalgo”, en la primera parte de la novela, y como “ingenioso caballero” en la segunda. La discusión del término “ingenioso” como persona ocurrente se desliza hacia el espacio de la locura en la distorsionada interpretación de la realidad y la acción consecuente ante la realidad interpretada. Para acabar el ropaje psicológico del personaje es más que probable que Cervantes leyera y conociera la obra del médico Huarte de San Juan (1529/1568)         y sus observaciones sobre la melancolía. También el aspecto físico de don Quijote y Sancho parece responder a su teoría de los cuatro tipos de humores de las personas. Según este célebre médico, que fue una autoridad en toda Europa y se le considera el patrón de la Psicología en España, la alimentación desempeña un papel fundamental en la salud en general y en la del cerebro en particular, de modo que cuando es deficiente o desequilibrada y a su vez el cerebro se ve expuesto a un gran trabajo y actividad muy exigente, éste se debilita.

Cervantes nos presenta un hidalgo enjuto de complexión recia, seco de carnes, enjuto de rostro, entregado frenéticamente a la lectura y olvidando el cuidado de la alimentación de por sí deficiente y escasa: En resolución, él se enfrascó tanto en su lectura, que se le pasaban las noches leyendo de claro en claro, y los días de turbio en turbio, y así, del poco dormir y del mucho leer, se le secó el cerebro, de manera que vino a perder el juicio. Sigue leyendo

León, la Calle Ancha

León, la Calle Ancha

.

Subiendo o bajando por la Calle Ancha de León estás recorriendo uno de los tramos con más historia de la ciudad y una de las arterias con más animación entre el Barrio Húmedo y las calles que se arremolinan en derredor de la Plaza Torres de Omaña. Calle peatonal en un centro histórico y monumental con el conjunto medieval de sus calles estrechas de trazado irregular y sus pequeñas plazas también de desigual trazado.

La calle asciende la suave colina o promontorio sobre la que se emplazaron las legiones romanas con el campamento que dio origen a la ciudad, siguiendo el trayecto original del antiguo decumano de la Legio VI Victrix, establecida en el 29 a.C. y a la que siguió la Legio VII Gémina. Al este, en su parte más elevada, se abría una puerta conocida como Puerta Obispo y que fue demolida a principios del siglo XX para hacer más ancha la entrada a la ciudad. Sobre los restos de lo que fueron termas romanas en los aledaños de esta puerta y los de los palacios reales de los reyes leoneses, se eleva hoy –en un equilibrio mágico y precario, sin casi cimientos- la hermosa catedral gótica leonesa, toda vitrales, luz y aire. Al oeste, a la altura del palacio renacentista de los Guzmanes que hoy ocupa la Diputación de León, se ubicaba la puerta Cauriense. Entre los ríos Torío por el este y el Bernesga por el oeste, el campamento romano fue dando paso al origen de la bimilenaria capital del Reino de León. Sigue leyendo

Carreras

Carreras pedestres y de cintas a caballo en el concejo leonés de Gordón

De las fiestas hay dos costumbres que en el concejo leonés de Gordón han tenido bastante arraigo, las carreras pedestres y las carreras de cintas a caballo.

De las segundas todavía siguen practicándose en pueblos como Geras. En La Pola, de guaje, recuerdo cómo se corrieron algunas en la actual plaza del Cardenal Aguirre y antes del Mercado, todavía sin asfaltar, y ver acercarse los caballos al trote bajando desde la calle donde estaba el Salón de Baile de Visita para intentar ensartar las cintas de colores que colgaban entre dos postes. Aquel salón con pista de baile aterrazada sobre el río Bernesga que parecía un buque con la proa enfilada contracorriente, y la sombra amena de un chopo de gran envergadura, era donde las tardes y noches de los veranos se llenaban de jóvenes y música ye-yé. Y de experiencias tormentosas en las cosas de los enamoramientos.

El espectáculo de las carreras de cintas a caballo, con todas sus connotaciones guerreras medievales que nos recuerdan a los famosos torneos, resultaba impactante. Pasaban una y otra vez hasta conseguir desarbolar de cintas el cordel tendido entre los dos postes por encima de los caballos y jinetes, y era ganador -como no podía ser de otro modo- quien podía exhibir mayor número de trofeos. Esta tradición se conserva en buena parte del antiguo Reino de León y –que yo sepa- en algunas localidades zamoranas las chicas también toman parte desafiando la habilidad de los chicos en las fiestas que siguen llamando de “quintos”, aunque ya el servicio militar dejó de ser obligatorio. La asociación de esta tradición con la Sigue leyendo

Los Cien Mil Hijos de San Luis.- Benito Pérez Galdós

Episodios Nacionales
Los Cien Mil Hijos de San Luis
Benito Pérez Galdós

Alianza Editorial, El libro de bolsillo.- 2019

Al mismo compás y ritmo del avance de las tropas francesas, comandadas por el duque de Angulema, se arma esta novela por la que corre pareja la historia de amor protagonizada por la dama alavesa Jenara de Baraona, alineada con el absolutismo, y el joven liberal Salvador de Monsalud.

Tanto la rica y compleja vida de la protagonista, como los acontecimientos históricos que se van narrando, nos seduce y empujan a tomar partido. Lo más revelador es que, contando con las simpatías liberales del autor, nada es blanco o negro en la historia narrada, y en cualquiera de los bandos enfrentados se dan actos heroicos y vergonzosos de los que poder presumir o de los que callar. El amor mismo parece contagiado de los vaivenes de la guerra y libra su particular batalla debatiéndose entre la entrega más fervorosa y el odio más recalcitrante, salpicado de actos generosos y acciones deleznables que la protagonista repasa y juzga con claridad meridiana en su conciencia sin darse al engaño. Sigue leyendo

El Teatro con mayúscula

El Teatro, con mayúscula
Pequeños recuerdos de grandes cosas con nombres y apellidos de los años 60

Lo que fueron aquellos años de teatro juvenil en La Pola de Gordón, estuvo ligado a dos cosas: una, la iglesia, y dos, el salón de actos del Preventorio, o Casa Infantil Covadonga según su nombre oficial, hoy día Residencia de la Tercera Edad tras su recuperación después de largos años de abandono. El resto lo hicimos nosotros, un pequeño grupo convencido de que las cosas nuevas eran posibles en un pueblo pequeño entre los pequeños pueblos de la montaña central leonesa. De esta manera llenamos los días de verano con algo más que la piscina, las guitarras y las canciones, algunas lecturas y tardes en la pista de baile de Visita convertida por Titín, Vicente, en sala de fiestas con el nombre formado por el acrónimo Sigor (Sierra Gordón) al que agregó un toque inglés con genitivo sajón, Royal Sigor’s.

Hubo unos antecedentes de los que recuerdo muy poco; unas sesiones de teatro que se celebraban en el antiguo cine de Llamas. Pero me pillaron de muy pequeño. Sin embargo, ya entonces me sugestionaron aquellos primeros escenarios de papel, las luces y una niña cantando en una cocina de fuego bajo: tanto vestido blanco / tanta farola / y el puchero en la lumbre / con agua sola... además, justo es decirlo, de haber tenido el privilegio de presenciar algún ensayo llevado a cabo en las escuelas con la ayuda de Don Julio, el maestro. Yo creo que todo tiene sus inicios; los míos del amor al teatro se encuentran entre ese menudo manojo de recuerdos impagables. Sigue leyendo

El pequeño poni.- Paco Bezerra

El pequeño poni
Paco Bezerra

Ediciones Antígona.- Madrid, 2018

Edición bilingüe español e inglés.

La lectura de teatro, cuando la obra está tan bien escrita como “El pequeño poni”, resulta asequible para cualquier público enamorado de la lectura, que para aquellos que la lectura es poco menos que un aburrimiento están de sobra las obras de teatro, las novelas o la poesía.

Del dramaturgo Paco Bezerra ya tuve ocasión de comprobar su extraordinaria manera de enfrentar el hecho teatral aplaudiendo la representación de “La escuela de la desobediencia”, basada en la obra francesa “L’ecole de filles”, con una soberbia interpretación de las actrices María Adánez y Cristina Marcos. El tono poético de aquella pieza que se mueve por los entresijos del erotismo y la reivindicación de la mujer y su sexualidad, hace acto de presencia en esta otra obra en la que pone sobre las tablas lo que significa el acoso escolar. Sin delirios dramáticos, sin exageraciones, sin aspavientos, coloca en el centro del asunto dramático la realidad de un niño diferente a través de las reacciones de los padres y sus actitudes y miedos para concluir que todos tienen parte de responsabilidad en el sufrimiento de un niño, los otros niños acosadores, la institución escolar y  la familia. La ayuda tiene que llegar de todas estas partes implicadas y exige mayor amplitud de miras, aceptación de la diversidad y respeto de la dignidad de la persona. Sigue leyendo

El terror de 1824.- Benito Pérez Galdós

Episodios Nacionales
El terror de 1824
Benito Pérez Galdós

Alianza Editorial, El libro de bolsillo
2019

El destino no deja de proporcionarnos situaciones paradójicas. Benito Pérez Galdós, para ofrecernos de manera novelada el episodio histórico del absolutismo de Fernando VII y el terror desatado con las persecuciones y ejecuciones de liberales y constitucionalistas, hace coincidir el personaje del viejo maestro liberal, inflamado de fe en la libertad y la democracia, con el destino de la joven muchacha, católica e hija de un absolutista ejecutado por los liberales y en cuya muerte tomó parte el viejo maestro liberal con su delación. Ahora el viejo maestro hace discursos incendiarios contra la monarquía por todo Madrid y pasa por loco, del que todos se burlan y al que los niños apedrean. Su hijo será ejecutado una vez hecho prisionero, y él acabará siendo recogido por la joven hija del absolutista, vecina suya, cuidado y querido como un padre, amor que terminará siendo mutuo tras reconocer su conducta indigna –no por la delación- sino por haberse negado a ofrecerle un vaso de agua en sus últimos momentos, culpa que confesará también al pie del patíbulo. Sigue leyendo

Marianela.- Benito Pérez Galdós

Marianela
Benito Pérez Galdós

En el Quijote, la muerte de la ilusión del caballero andante y la cura de su ceguera para ver la realidad, acaba con la vida de don Quijote de la Mancha y su alter ego, Alonso Quijano el Bueno, enfrentado a la oscura y externa realidad una vez perdida la luz de su realidad interior. La desilusión que mató a don Quijote es la misma que acabará con la vida de Marianela, el personaje de Benito Pérez Galdós.

La novela de Galdós, de un dramatismo naturalista muy acusado, con diálogos en los que los personajes transitan de lo espontáneo, natural e incluso pueril, a lo profundo de los pensamientos y hondos sentimientos, es mucho más que la historia de amor de una muchacha como Marianela, pobre, huérfana, fea y desamparada, y de Pablo, joven rico, guapo y ciego a quien servía de lazarillo. El amor del ciego siente la belleza del alma desnuda y primitiva de Marianela. Marianela siente, a su vez, el amor del joven Pablo que la eleva con su trato a la categoría humana de persona que la vida le tenía negada. Sigue leyendo